60 años de historias y leyendas en la Arena México

La Arena México ha sido testigo de grandes hazañas de la Lucha Libre y muchos otros espectáculos, y entre sus asistentes han nacido grandes personajes que ahora son leyendas.

Ubicada en la calle Doctor Lavista, en la colonia Doctores, la también conocida como Catedral de la Lucha Libre es un emblema chilango y parte del folclore mexicano, por lo que bien vale la pena visitar este pintoresco rincón de nuestra ciudad y presenciar un duelo máscara contra cabellera.

La llegada de la lucha a México

Lucha Grecorromana

No hay certeza de la llegada de la Lucha Libre a la Ciudad de México, aunque una de las versiones dice que su introducción a nuestro país se dio en el contexto de la intervención francesa en el año de 1863. Otros registros indican que su aparición se remontan a la última etapa del porfiriato, cuando llegaron a nuestro país luchadores procedentes del viejo continente que se presentarían en los teatros Principal y Colón en 1910.

ESTO TE PUEDE INTERESAR: DE BASURERO CHILANGO A CUNA DE CAMPEONES DEL BOX

Existen evidencias que indican que desde los años veinte había encuentros de lucha en el Teatro Arbeu, pero fue hasta el año de 1933 que  Salvador Lutteroth González, considerado el padre de la Lucha Libre en México fundara la Empresa Mexicana de Lucha Libre (EMLL) dando paso al origen de la Arena México el 21 de septiembre de 1933.

Surge la Arena México 

Inauguración

Con Mario Moreno Cantinflas como padrino, el 27 de abril de 1956 se inauguró la Nueva Arena México con un cartel que anunciaba  la batalla entre El Santo y Rolando Vera contra Blue Demon y El Médico Asesino. Desde entonces, la lucha libre se ha convertido en parte de la identidad de los mexicanos, y en 1958 se estrenaban las dos primeras películas del enmascarado de Plata: Santo contra el Cerebro del Mal y Santo contra los hombres infernales, las cuales marcaron la pauta para la lucha libre lograra un mayor reconocimiento, creándose un nuevo género de culto en el cine.

Este escenario no ha sido exclusivo de la lucha libre, ya que en ella se han presentado varios espectáculos más como el box y circos como el Atayde Hermanos, que durante cuarenta años se presentó de manera ininterrumpida en este lugar. Una leyenda de los trabajadores del lugar cuenta que una de las atracciones del circo era un espectáculo con enanos, de los cuales uno se suicidó tras ser rechazado por una trapecista y ahora su alma ronda por los pasillos del lugar.

Los personajes del recinto

Cavernaria

Con sesenta años de edad y capacidad para albergar cerca de 15 mil personas, la Arena México también ha visto crecer distintos personajes como Virginia Aguilera, mejor conocida como La abuelita de la Lucha Libre, quien cada viernes se hiciera presente en las funciones. Otros espectadores destacados han sido el chino de la doctores, el señor del guante negro o los chatos, quienes no dejan de asistir cada semana para disfrutar de las funciones. Pero sin duda alguna hay una mujer que no podemos dejar fuera, nos referimos a la Cavernaria, personaje que ha sido reconocido con numerosos homenajes y con una placa conmemorativa por ser la aficionada número uno a la Lucha Libre.

En el año 2013, con motivo del 80 aniversario de la llegada de la lucha libre a México, el muralista mexicano Miguel Valverde realizó una obra conmemorativa la cual tiene por nombre A dos de tres caidas. Dicha obra plasma parte de la historia de este deporte y para la elaboración el pintor se tardo tres meses en investigar acerca de este deporte. Ahora este mural es parte de los atractivos de la México y lo puedes apreciar  de forma completa en este enlace.

(Fotos: Dulce Ahumada/MXM/ y Biblioteca Instituto Mora/Box y Lucha)