Carlos Sadness: Muchas veces le escribo al futuro

El ilustrador, cantante y compositor catalán ha tenido llenos totales en sus visitas previas a la ciudad de méxico. Su próximo concierto será el 8 de noviembre en el Metropólitan

Estamos frente a un Carlos Sadness amable y calmado, los mismos adjetivos que describen el proceso con el que elaboró Diferentes Tipos de Luz, su tercer disco de estudio como solista, y que estrenó en febrero de este año.

El artista catalán se ha convertido en un fenómeno musical en nuestro país, prueba de ello han sido las presentaciones con un lleno total en el Lunario y El Plaza, y seguramente la próxima del 8 de noviembre en el Teatro Metropólitan. Hablamos con él sobre esto y su pasión conjugada entre la ilustración y la música.

Háblame sobre cómo nació la idea de Diferentes Tipos de Luz. Está hecho en más o menos dos años y medio, que fue el tiempo aproximado desde que publiqué el anterior y entré en el estudio. Es un disco hecho entre muchos conciertos, festivales. Ha tenido un proceso de creatividad muy movido y creo que se refleja un poco en que son canciones distintas entre sí. Cada una tiene algo muy dife- rente, porque a lo largo de dos años y medio uno pasa por momentos de todo tipo, así que más o menos ese ha sido el proceso; el encontrarme yo con frases que me despertaban una idea. Todo eso iba llegando mientras me encontraba en medio de un viaje, de ir a ver a mis padres y en medio de un retraso de vuelo de cuatro horas.

¿Qué significa para ti Diferentes tipos de luz?

Es un poco la experiencia de haber visto luces diferentes, ama- neceres diferentes en distintas ciudades a lo largo de estos dos años, que han sido en los que he viajado más en mi vida. He recorrido muchas ciudades mexicanas de las que nunca había oído hablar, por ejemplo, Toluca, León…

¿Cuáles son las ideas o emociones Que quieres transmitir a tus fans con este nuevo material?

Casi nunca trabajo con la idea preestablecida de una dirección de arte concreta, sino que es algo natural que va creciendo. La propia evolución de las canciones va tomando una dirección u otra, entonces nunca hay un destino premeditado. Todo se va armando solo y todo tiene un poco de relación entre sí, porque al final soy la misma persona en un mismo momento de mi vida. Al final, cuando haces una canción, agarras cosas que te acaban de pasar, pero recurres a sensaciones que viste hace tiempo o a emociones que has sentido toda la vida. Muchas veces le escribo al futuro, porque a veces hablo de cosas que creo que pueden pasar. Como cuando estamos viviendo una situación con otra persona, o algo laboral, yo en vez de escribir recordando, escribo imaginando hacia adelante y es igual de inspirador.

Al inicio de tu carrera, ¿te imaginaste tener el éxito que has tenido en México?

No, para nada, porque tampoco me imaginaba el éxito en España. La verdad es que es algo que llegó totalmente por sorpresa, que no se busca y que no se ha trabajado en ello. Yo creo que cuando las cosas llegan de forma natural son mucho más bonitas.

Las artes gráficas también son parte de ti, pero ¿qué fue primero, el dibujo o la música?

Primero fue la parte estética. De pequeño quería ser pintor, me gusta mucho dibujar, la ilustración. Luego la música fue algo que se coló y conectó conmigo. Al final no lo veo tan diferente a pintar; es un arte y una herramienta diferente, pero el inicio de todo, que es la parte creativa, es el mismo. Luego da igual si lo llevas a la pintura o a la música.

¿Con qué crees que es más fácil transmitir algo: con lo gráfico o con lo musical?

Kandinsky decía que, en la pintura, uno recibe el mensaje instantá- neamente, y en la música sucede a lo largo de los minutos que dura la canción. Me gusta mucho tener las dos opciones. Quizá la música es una de esas cosas que emocionan más a la primera porque utiliza la palabra y la melodía.

Para ti, ¿qué es el éxito?

Esto es algo sobre lo que he tenido que pensar muchas veces en la vida , porque nunca sabes cuándo es el éxito realmente. De pronto un año estás mejor de lo que estabas antes, a pesar de que ya pensabas que tenías éxito. Para mí, el éxito es una sensación personal subjetiva; no es algo objetivo, como el reconocimiento. Todos los días los estoy dedicando a hacer cosas que me encantan, y todo lo que hago, lo haría gratis. Eso para mí tiene mucho éxito.

Así como la forma de vender, comprar y descubrir música ha evolucionado, ¿crees que pase lo mismo con los libros hasta el punto de que algún día desaparezcan?

Imagino que primero desaparecen los discos antes que los libros, porque las nuevas generaciones nacen sin conocer el CD y ni saben qué es, sin embargo, yo creo que todos seguimos agarrando un libro. Yo, por lo menos, no concibo un libro sin el papel y sin el olor.

Hiciste una canción con Caloncho hace tiempo, ¿hay algún otro artista mexicano con el que te gustaría colaborar?

Hay muchos artistas que me gustan, muy diferentes entre sí: Juan Son, Natalia Lafourcade, León Larregui. He tenido la oportunidad de conocerlos, el tiempo dirá qué podremos hacer.