La glamurosa calle de los vestidos en el Centro Histórico

Gracias a sus decenas de locales República de Chile se ha convertido en la calle de los vestidos.

Cuando se trata de encontrar el atuendo adecuado para bodas, XV años y cualquier otra fiesta, hay un sitio que siempre tiene lo que necesitas: República de Chile, la calle de los vestidos. 

Para todas las chicas que estén a punto de dar el “sí” en el altar, existe un lugar que se asemeja al paraíso… suponiendo que dicho sitio celestial esté lleno de vestidos nupciales.

La también conocida como calle de la novia tiene una extensión de cinco cuadras llenas de tiendas con vestidos para todos los gustos y edades. Cada una con diseños y tallas diferentes, así como promociones y ofertas.

Aquí la alta moda y la experiencia son la principal característica. Un ejemplo de ello es el local de Essence, que se encarga de realizar los vestidos más bonitos desde hace más de cuatro décadas. Por supuesto los precios varían enormemente, pues puedes encontrar vestidos de seis mil pesos hasta otros que alcanzan los 70 mil.

Por otra parte también hay espacio para las quinceañeras. Algunas tiendas venden coloridos trajes para aquellas jovencitas que serán presentadas en sociedad. Aquí puedes encontrar desde los más amplios hasta algunos más modernos y de estilos alocados.

Aunque son en menor medida, no podían faltar los vestidos para las pequeñas que harán su presentación de tres años, los bebés que celebrarán su bautizo o aquellos niños que se robarán la atención de todos siendo los pajecitos de la boda.

La novia es la protagonista de esta calle, sin embargo, también hay espacio para las invitadas. Curiosamente puedes encontrar vestidos de fiesta en la Plaza de la Novia (esquina de República de Chile con República de Honduras), justo en el segundo piso. Así que si te tocó ser dama de honor, ya sabes dónde llevar a las demás para que luzcan radiantes.

ESTO TE PUEDE INTERESAR: LA CALLE DEL CENTRO HISTÓRICO EN DONDE VENDEN JOYERÍA

Ahora que si uno de tus talentos es la alta costura, hay una tienda llamada Kariatex que vende telas ideales para llevar a la vida tus creaciones. Los empleados te orientan acerca de lo que más convendría para tu diseño, así que no hay pierde.

Por último, pero no menos importante, encontramos zapatos que combinan con cualquier vestido. Algunos tienen encaje y tacón sencillo para aquellas cuyo vestido es más discreto, mientras que otros tienen colores ultra llamativos para aquellas quinceañeras con vestidos literalmente deslumbrantes.

Te invito a mi fiesta

Ninguna fiesta está completa sin los centros de mesa (y no lo digo yo, lo dicen las tías que asisten a todas las bodas). Para que complementes tu festejo existe una gran variedad de recuerdos, centros de mesa y muñecos para el pastel. Incluso si te tocó ser madrina de ramo, cojín o cualquier otra cosa tu salvación, también la encontrarás en esta calle.

En esta calle del centro también hay lugar para las invitaciones y hasta lujosas limusinas. La renta del auto varía de acuerdo a la zona en que será tu fiesta; sin embargo, algunos de los que ofrecen el servicio tienen una promoción que incluye todo el paquete de foto y video para que jamás olvides ese día tan especial.

Para llegar, la estación de Metro más cercana es Allende, aunque también puedes caminar desde el Zócalo. La calle de la novia tiene como límite República de Honduras y Donceles. Para tu visita te recomendamos lleves ropa cómoda, pues hay mucho que ver.

(Fotos: Karla Almaraz)