Déjate seducir por Rabat

Situada en el litoral atlántico, al noroeste de Marruecos, la ciudad de Rabat es una mezcla entre tradición árabe-musulmana y el modernismo occidental

Rabat pertenece al grupo de las cuatro ciudades imperiales, junto a Fez, Marrakech y Mequínez. Al ser la capital de Marruecos y residencia del rey, la convierte en la más moderna de ellas, pero sin perder su encanto tradicional.

El centro histórico de la ciudad, que incluye los principales edificios y plazas, fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 2012. En Rabat se encuentran varios lugares de interés y para que los descubras desde la comodidad de tu casa, aquí te presentamos algunos que puedes recorrer virtualmente.

Torre Hassan

A finales del siglo XII, el sultán Yaqub al-Mansur —tercer califa de la dinastía almohade que gobernaba África occidental— ordenó la construcción de una espectacular mezquita y un minarete, la cual sería a imagen y semejanza de la Kotoubia de Marrakech y de la Giralda de Sevilla. Sin embargo, tras la prematura muerte del sultán en 1199, el proyecto quedó inconcluso. La Torre Hassan, hecha de arenisca roja y situada en lo alto de una colina, debía medir más de 60 metros, pero solamente llegó a los 44. Las paredes supervivientes y unas 200 columnas indican las enormes dimensiones que la mezquita habría tomado si se hubiera terminado.

Ingresa a este link para iniciar el tour virtual: bit.ly/3i5iHAz

Mausoleo de Mohamed V

Es un sepulcro mandado a construir por el rey alauita Hassan II, en memoria de su padre, Mohamed Ben Yusef, conocido también con el nombre de rey Mohamed V, quien fue artífice de la independencia marroquí. Esta obra, edificada al estilo tradicional árabe-musulmán, se construyó entre 1961 y 1999 justo enfrente de la Torre Hassan; la fachada, realizada sobre una armadura de hormigón, está cubierta de mármol blanco italiano y rematada con un techo piramidal de tejas verdes, como el color de la estrella del escudo de Marruecos, símbolo de la dinastía alauí. En su interior, profusamente decorado, están —además de la tumba del monarca— la de Hassan II y la de su hermano, Mulay Abdellah. 

Ingresa a estos links para iniciar el tour virtual: bit.ly/2UaCGWl, bit.ly/2VE8KCx y bit.ly/2UEMBDA

Necrópolis de Chellah

La capital marroquí esconde una de las joyas arquitectónicas más sorprendentes: la necrópolis de Chellah, un recinto rodeado por altas y gruesas murallas que, tras atravesarlas, pareciera que te diriges a otra dimensión. Este yacimiento arqueológico, que hoy se extiende sobre siete hectáreas y es patrimonio mundial, fue el primer lugar habitado de la capital de Marruecos. De acuerdo con algunas fuentes, la descomposición del imperio romano arrojó un periodo de oscuridad sobre Chellah, que quedó prácticamente abandonada hasta que, a mediados el siglo XIII, se convirtió en la necrópolis de los gobernantes de la dinastía meriní.

Ingresa a este link para iniciar el tour virtual: bit.ly/3xQavuk

Museo de Historia y de las Civilizaciones

Este recinto fue inaugurado en abril de 2017 y resguarda las mejores piezas arqueológicas encontradas en el país magrebí en todos los periodos históricos. Alberga magníficas colecciones de cerámica, herramientas cotidianas y mosaicos que cuentan la historia de Marruecos desde la prehistoria, pasando por la antigua Roma y llegando al periodo islámico con las grandes dinastías.

Ingresa a este link para iniciar el tour virtual: bit.ly/3xDw3KB

Kasbah de los Oudayas

Construida en el siglo XII por mandato de la dinastía almorávide, la Kasbah de los Udayas ha tenido diversas funciones a lo largo de los años. Su aspecto original no es parecido al actual, ya que en principio se trataba de una pequeña base militar. El sultán Moulay Abderrahmane le otorgó su nombre actual en honor a la tribu de los oudayas, quienes ocuparon esta alcazaba. Después de haber cambiado de usos y de haber sido reconstruida y rehabilitada durante las últimas décadas, la alcazaba fue proclamada en 2012 como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Ahora, el lugar se transformó en un encantador pueblecito, con estrechos callejones y rincones de blanco y azul que la hacen una ciudad dentro de otra ciudad.

Ingresa a este link para iniciar el tour virtual: bit.ly/3kbDrsY