Linn da Quebrada en Ceremonia

Linn da Quebrada
Foto: YouTube

Este sábado 7 de abril, en la nueva edición del festival Ceremonia, se suma el Domo Traición a las opciones que tendrá el público para una tarde/noche de buena música. Para quienes aún no sepan qué es Traición, y antes de pasar a mi sugerencia específica de ese escenario, que es Linn da Quebrada, va una brevísima introducción.

Traición es una serie de fiestas nacida hace casi tres años en la CDMX como una alternativa gay y queer ideada por cuatro promotores culturales. Sus artífices fueron Pepe Romero, productor de teatro; Lucía Anaya, representante de talento femenino latinoamericano; Diego Jiménez, propietario de la agencia y productora Tape y coorganizador de varios de los festivales más interesantes del país, y Alberto Bustamante (Mexican Jihad), uno de los fundadores del sello N.A.A.F.I. A ese origen coral y los distintos artistas que suelen gravitar en torno a cada uno de ellos debemos la calidad y diversidad en artistas y performers que suelen presentarse en esas fiestas habitualmente domingueras.

En el Domo Traición se tendrá una muestra de novísimos ritmos y voces que nutren el panorama musical latinoamericano. A las 17:30, inicia Audri Nix, artista puertorriqueña del hip hop y del trap que suele usar la música para hablar de los temas que la afectan a ella y a sus fans, como las políticas antimigración o el poder en las relaciones afectivas.

Antes de que la argentina Tayhana cierre el festival con un set ultrabailable, se presentará Linn da Quebrada, mi gran highlight de ese escenario. Ella se presenta como “bailarinx, performer y terrorista de género”, alguien que prefiere ser llamada “atroz”, antes que actor o actriz. Todo en ella es postura política, desde la portada de Pajubá, su álbum del año pasado, hasta su decisión de usar la música como arma para derribar paradigmas sexuales, de género y corporativos. Escuchen su disco para calentar motores.

Échale un ojo a la fotogalería de David Byrne en México