¿Dónde comer las mejores enchiladas de la ciudad?

Las enchiladas son un platillo fácil y rápido de hacer, y que además te dejan satisfecho. Hay de varios sabores para todos los gustos. Y aunque ningunas serán iguales a las que te prepara mamá, estas se acercan mucho al sabor casero

La Poblanita

Prueba unas enchiladas verdes o de mole en La Poblanita

Este lugar se especializa en comida mexicana. Con cualquier cosa que pidas quedarás encantado. Pero no debes dejar de probar las enchiladas, ya sean de mole rojo o verde, suizas o vegetarianas. La orden es de tres y lleva crema, queso y cebolla. Si quieres, las puedes pedir con arroz. El tamaño del platillo en considerablemente grande, pero seguro te lo terminas. 

Gobernador Luis G. Vieyra 12, col. San Miguel Chapultepec

Doña Mary

En la esquina de Fernández Leal está un puesto donde venden unas de las mejores enchiladas de la ciudad

Es un puesto que se pone justo en la esquina de Fernández Leal y el callejón Tepexpan de viernes a domingo. Hay quesadillas, sopes y enchiladas de mole y verdes. Puedes pedirlas con pechuga o bistec. La orden no se ve tan grande, pero es muy llenadora y solo cuesta $25. El puesto es atendido por una familia, lo que le da a la comida un toque casero.

Fernández Leal s/n, esq. Tepexpan, barrio del Niño Jesús

La casa de las enchiladas

En La casa de las enchiladas hay para todos los gustos

Hay varias opciones para que crees tu propia enchilada. Puedes escoger entre tortilla de harina, integral, de masa blanca, roja o azul; para el relleno, hay pollo, pollo con papas, pavo, arrachera, cecina, res, carne de puerco, papas con chorizo y hasta camarón. Y lo mero bueno: la salsa. Puede ser verde, roja, encacahuatada, enchiladas suizas, de mole clásico o verde, de chipotle, entre otras.

Río Lerma 257, col. Cuauhtémoc

La Terminal

En la fonda La Terminal, en Coyoacán, venden unas enchiladas ricas y llenadoras

Es una fonda en el centro de Coyoacán. La comida es casera, te recordará a la de tu mamá. En ciertas horas está muy llena y, mientras esperas, te dan un vaso con agua. Te sirven tres tiempos y postre. Las enchiladas, ya sean rojas, verdes o de mole, son deliciosas y grandes. La orden es de cuatro y van rellenas de pollo. Quedarás más que satisfecho. Además de la buena sazón, el precio es justo.

Centenario 27, col. del Carmen