El Taquito, uno de los restaurantes más antiguos de la CDMX

Inmerso entre la concurrencia y los puestos ambulantes de la Calle del Carmen en el Centro Histórico se encuentra El Taquito, restaurante considerado uno de los más antiguos de la Ciudad de México pues desde hace 93 años ofrece una gran variedad de platillos mexicanos.

La historia de El Taquito se remonta a 1923 donde Concepción Rioja y Marcos Guillén, oriundo de Guadalajara,  decidieron comenzar un pequeño negocio con lo mejor que sabían hacer, comida. En el lugar ofrecían tacos, quesadillas y antojitos mexicanos.

ESTO TE PUEDE INTERESAR: LAS CANTINAS MÁS VIEJAS DEL CENTRO HISTÓRICO.

Con el paso del tiempo el negocio cosechó un éxito enorme y tuvieron que rentar más espacio de la que era una casa habitación, ubicada en el #69 de la calle del Carmen. En su época dorada El Taquito llegó a tener ocho salones, sin embargo el terremoto de 1985 y la llegada de vendedores ambulantes los obligaron a reducir su espacio casi a la mitad.

Según cuenta Rafael Guillén, nieto de los fundadores, el nombre se debe a que durante los primeros años del lugar la gente decía que se “iba a echar un taquito”. De igual manera afirma que El Taquito es de los pocos restaurantes que, desde su fundación, ha pertenecido a la misma familia, se conserva en el mismo lugar y posee el mismo nombre.

A pesar de los años y que el comercio inundó los alrededores, El Taquito conserva su esencia y tradición. Al entrar al lugar el ruido de la calle queda anulado y el comensal se transporta a otro lugar, rodeado de un ambiente tranquilo donde la comida mexicana es la estrella.

Taquito

Aunque el menú ha variado un poco, el sabor se ha conservado pues los platillos se preparan con la receta original de la abuela Conchita. Aquí puedes disfrutar diversos platillos mexicanos, sin embargo los especiales son la sopa de nopalitos, caldo tlalpeño, sopa de médula, cabrito al horno, criadillas de toro en salsa verde, barbacoa y mole poblano.

Todo esto lo podrás acompañar con una amplia gama de bebidas, donde la banderilla de fuego es la principal recomendación. Esta bebida está compuesta de granadina, licor de cacao y menta verde, además de un poco de alcohol; su principal característica es que emula los colores de una bandera y, literalmente, lleva fuego.

Un lugar de historias y sabores

El Taquito encierra infinidad de historias y anécdotas. A través de sus más de 90 años de historia, diversas personalidades han desfilado por las instalaciones y gracias a la calidad de la comida han vuelto en muchas ocasiones.

Las paredes son testigo fiel de la historia y prestigio de este restaurante, pues todas contienen fotografías que retratan las visitas de innumerables personalidades al lugar. En los distintos salones se pueden apreciar los rostros de Mario Moreno Cantinflas, María Félix, José José, Jorge Negrete y hasta Marilyn Monroe, quien asistió durante su visita a México en 1962.

Marilyn

Jacobo Zabludovsky era uno de los comensales más recurrentes del lugar y se puede apreciar su rostro en muchas de las fotografías. Incluso existe un salón dedicado al fallecido periodista.

Por otra parte, uno de los salones está decorado con la pared de los caricaturistas donde se aprecian trabajos de distintos personajes como Terrazas, Alberto Cabrera (Memin Pinguin) y Gabriel Vargas (familia burrón)

Caricaturas

Aunque actualmente el lugar está sumergido entre cientos de vendedores ambulantes y comercios, es un lugar imperdible que encierra en sus paredes sabor, tradición y un excelente ambiente.

Dónde: Calle del Carmen #69, esq. República de Bolivia. Centro Histórico
Horarios: 10:00 a 19:00 horas
Costo: aproximadamente $250 por persona