Sector vitivinícola mexicano muestra su lado más solidario

Hans Backhoff, Presidente del Consejo Mexicano Vitivinícola; Valentina Ortiz Monasterios, directora de Nación de Vinos, y Fernando Pérez Castro; Presidente de ProVino BC.

Tras casi dos meses de enfrentar la contingencia generada por el fuego en el Valle de Guadalupe, en el estado Baja California, las instituciones organizadas en torno a la industria vitivinícola mexicana han dado un paso adelante para ayudar a contrarrestar los daños causados por los incendios. 

Un diagnóstico

Valentina Ortiz Monasterios, directora de Nación de Vinos; Hans Backhoff, Presidente del Consejo Mexicano Vitivinícola; y Fernando Pérez Castro, Presidente de ProVino BC, se reunieron con los medios de comunicación para conversar sobre las iniciativas que estas organizaciones llevan a cabo de cara a ayudar a los afectados por el fuego en esta región de la república, donde se produce el 70% del vino mexicano.

Los voceros descartaron de plano que las llamas hubiesen afectado los viñedos y la producción nacional de vinos, pero sí reconocieron que aproximadamente 14 mil hectáreas de terreno fueron consumidas por los incendios, mayormente en zonas de conservación.

A la grave crisis ecológica se suma la humana, ya que el fuego ha puesto en riesgo zonas de casa y habitación de los pobladores de la zona. Infortunadamente, se cuentan ya varias familias desplazadas e incluso un bombero fallecido. 

Si bien los fuegos de esta temporada responden a un fenómeno natural cíclico originado por los vientos de Santa Ana, este año la situación ha sido especialmente grave y perjudicial. 

La ayuda

Ante el desolador panorama que han dejado las llamas, el Consejo Mexicano Vitivinícola, ProVino y Nación de Vinos han decidido tomar cartas en el asunto para procurar una pronta recuperación de la zona en la que se desarrolla el negocio del vino.

La principal intención es promover las alianzas y la unión entre los productores de vino, autoridades y la sociedad para trabajar juntos en la recuperación y la planificación.

Por ejemplo, en el marco de la celebración del evento Nación de Vinos, se realizó la rifa de 80 botellas donadas por las bodegas presentes en la exhibición para recaudar fondos que ayuden a las personas afectadas y mejorar la infraestructura y equipamiento de bomberos y Protección Civil de la zona.

El Festival Fevino de Guadalajara también será un foco de ayuda gracias a rifas de etiquetas especiales de vinos de Baja California. 

De la misma manera, estas organizaciones tienen previsto realizar cenas benéficas en distintas ciudades del país y Estados Unidos con la misma finalidad durante octubre y diciembre. Por ahora están confirmados estos eventos en la CDMX, Guadalajara, Monterrey, Ensenada y San Diego. La recomendación es seguir las redes sociales de estas agrupaciones para mantenerse al día sobre el tema y saber las fechas exactas.

Se busca con estas iniciativas colaborar en lo posible con una zona del país clave en la producción de vinos y el turismo y que se siembren las bases de un crecimiento económico con un desarrollo sustentable integral.