Los enmascarados de plástico y su lucha por sobrevivir

Uno de los deportes que no pasa de moda es la lucha libre, sin embargo no podemos decir lo mismo de los luchadores de plástico, aquellos diminutos muñecos que divertían a los niños desde la década de los setenta y que hoy están a punto de pasar a la historia.

Gracias a la magia de la televisión, en los años cincuenta la lucha libre empezó a tener notoriedad entre los hogares mexicanos, con el tiempo se empezó con la fabricación de los muñecos de plástico. Era común que los chiquitines tuvieran entre sus manos esos gladiadores de plástico duro, quienes personificaban a sus ídolos del ring.

ESTO TE PUEDE INTERESAR:EL MUJAM LE ABRE LAS PUERTAS A BARBIE Y SUS AMIGAS

Actualmente son pocas las personas que se dedican a crear estos personajes, no obstante, en la zona oriente de la capital, la familia Victoria Cruz continúa con la tradición de producir de manera artesanal estas figuras plastificadas, que en algún tiempo eran las más solicitadas por los Reyes Magos.

Con nostalgia, María Luisa, una de las fabricantes de estos muñecos, comenta que la producción ha bajado debido a que ahora los niños prefieren computadoras o celulares, pero que a pesar de ello no dejan de realizar este oficio que su padre les inculcó.

luchadores

Para la elaboración de cada muñeco se tardan alrededor de 10 minutos, el proceso, aunque es rápido, se realiza en varios pasos: primero compran el poliuretano para fundirlo con pintura color carne, el cual proviene de artículos reciclados, posteriormente es inyectado en moldes para darles la forma.

luchadores-de-plastico-1

De ahí los pasan por el agua hasta que se enfríen y después son pintados. María Luisa comentó que aunque las figuras que pintan son creaciones propias, la gente los identifica según el color de cada uno de estos, por ejemplo: los que tienen la máscara color azul los igualan con Blue Demon y a los de plata con el Santo, por lo que este color es el más solicitado.

luchadores

La familia Victoria Cruz continúa con la tradición, repartiendo este juguete por varios puntos de la República, pero los chilangos los podemos encontrar en el Mercado de Sonora a un precio aproximado de 2 pesos por pieza.

(Foto:cortesía)