Tres cocteles con cerveza que puedes preparar en casa

BEBIDA DE CONTRASTE

BLACK VELVET

Los ingredientes del coctel Black Velvet son una cerveza oscura y una botella de champagne (es muy importante que estén muy frías a la hora de prepararse). Si pensamos en el contraste de cada bebida, su sabor es muy particular. Primero se sirve la cerveza hasta la mitad, lento y con cuidado, en copa de champagne o un vaso coctelero, luego el champagne. Fíjate cómo la consistencia de la cerveza oscura empieza a cubrir a la del champagne y su espuma empieza a cargarse más. Cuando tenga, más o menos, unos cinco centímetros de espuma a tope, hay que detenernos.

Black-Velvet-

PARA LOS AMANTES DE LO DULCE

COCTEL 666

La preparación del Coctel 666 es muy sencilla. No se trata del coctel con licor de curaçao. Si lo tuyo no va con lo extravagante, tal vez no seas tan fan de esta bebida. Mientras empiezas a prepararla toma un vaso grande y que le dé espacio a la bebida (un vaso collins), mójalo un poco y colócalo en el congelador durante unos 15 o 20 minutos. Sirve 30 ml de licor de Blue Curaçao (no te pases, recuerda que una bebida con curaçao puede ser muy fuerte), 30 ml de licor de plátano y una cerveza en el vaso. Agrega hielo.

666

ELIXIR DE LA VIDA

SANGRÍA DE CERVEZA

Si van a venir tus amigos a cenar y no sabes qué prepararles, la sangría es una excelente opción. Para preparar un vaso necesitas una cerveza, dos fresas rebanadas, un vaso y medio de jugo de piña, media naranja y medio limón en rodajas, ralladura de lima, una cucharada pequeña de azúcar y hielos al gusto. Toma un vaso grande, donde puedas mezclar bien, y coloca primero las frutas y mézclalas con el azúcar. Pon la mezcla en tu congelador durante dos horas. Después sirve la cerveza y pon al final los hielos.

sangría
Compartir
Artículo anteriorJohn Lennon contra el cambio climático
Artículo siguiente5 sex shops que no puedes perderte en la ciudad
(Ciudad de México, 1988) Escritor, editor de la revista Moria y coorganizador de Lateralia. Festival de edición independiente. Devoto de los gatos, Thomas Bernhard, Andréi Tarkovski, Ingmar Bergman, Bill Hicks y J.S. Bach.