La impro teatral está de fiesta

Improvisar para convencer

La cuarta edición del festival teatral de improvisación Impromitote 2018 se celebra este fin de semana en la capital con una gran cartelera en el centro cultural del bosque

Antes de iniciar la pelea, los rudos y técnicos toman su lugar en el ring. Nada está escrito. Literalmente, nada. Para luchar se utilizan varias técnicas y herramientas, entre ellas: música, creatividad, agilidad mental y, en ocasiones, un recurso valioso es también el espectador.

En escena igual se puede encontrar a un vaquero, un payaso o un personaje de la lucha libre, creando historias que pueden derivar en lágrimas o en carcajadas, todo dependerá de la imaginación, el principal recurso de la impro.

Así es como se vive una “Improlucha”, la actividad principal en la cuarta edición del festival internacional de improvisación teatral Impromitote, que está sucediendo desde el pasado sábado y hasta el próximo domingo en el Centro Cultural del Bosque.

Son cinco compañías de teatro las que participan en esta edición: Improtour (de Argentina), Impromadrid Teatro (de España), Impronta Teatro (de Uruguay), Cia do Quintal (de Brasil) y Complot/Escena (de México). Todos los participantes fueron convocados por José Luis Saldaña, director artístico del festival, quien seleccionó a los representantes de cada nación luego de ver sus presentaciones.“Él creyó necesario traerlos a México para que el público conociera su trabajo”, detalla Omar Saavedra, director general de Impromitote.

Saavedra y Saldaña se conocieron hace dos años, cuando el primero llegó para trabajar de cerca en uno de los proyectos de la Casa del Humor, “H, el gordito tiene hambre”. Ahí, tuvo su acercamiento con la improlucha por casualidad.

“Ellos son pioneros en esta técnica”, explica Saavedra. “Desde 2006 han logrado que el proyecto tome cada vez más relevancia en México, acercando la impro a públicos diversos con gran aceptación”.

“Lo que tiene la impro es que le da un toque especial al festival, la improvisación se trata de ser generoso unos con otros, podemos reunir a los artistas profesionales con una mínima preparación previa y ponerlos a todos juntos en un espectáculo de calidad”.

Improvisar para convencer

Impromitote busca, a través de los shows, charlas y talleres que presenta cada una de las compañías, fomentar su labor como promotores de esta rama del teatro. El festival surge ante la necesidad de compartir con nuevos actores el lado profesional de la improvisación. “Todos pueden convivir, todos pueden participar y transmitirle cosas al público”, comenta Saavedra.

Cita además un factor clave para tener éxito al montar una improvisación teatral: la generosidad. “La generosidad y el trato del uno con el otro, escuchar, ser tolerante, el respeto y la aceptación de otras ideas, es todo lo que uno necesita para hacer impro”.

Es la calidez humana y el compañerismo que se vive en el teatro, tras bambalinas, lo que logra un ensamble ideal para los shows.

“Y las propuestas de las compañías son muy diversas: hay shows para reflexionar. Por ejemplo, ‘Jardines’, de la compañía que viene de España, toma el miedo y el amor como eje; Brasil hace una mezcla de clown con improvisación para darle un giro a su presentación. El abanico de opciones es tan basto que nutre a los participantes de nuevas experiencias y, por supuesto, al público”.

Desde la perspectiva de Saavedra, el mayor reto del festival, y de la impro como tal, es el escepticismo por parte del público, que en ocasiones denigra esta forma de hacer teatro.

“Creen que es algo muy sencillo de hacer, queremos lograr que la gente y el gremio teatral tengan presente que sí se pueden llevar a cabo espectáculos profesionales de improvisación; queremos cambiar esa mentalidad para que sepan que un show de impro no sale exprés, o como un acto simple”.

Actuaremos en el bosque

Durante esta cuarta edición de Impromitote, hay dos funciones que involucran de manera colectiva a todos los países invitados, cuatro montajes inéditos por compañía, una exhibición de improlucha gratuita y la competencia llamada “Improlucha internacional”, que definirá qué país es el mejor a la hora de armar el “mitote”.

Como actividades paralelas y en aras de profesionalizar esta rama del teatro, se ofrecen talleres de especialización en la técnica y dos mesas en las que participan expertos nacionales e internacionales.

Entre las actividades más destacadas se encuentran un taller de impro para todo público impartido por Impronta Teatro, compañía uruguaya, que inició ayer y culmina hoy; el taller de impro para principiantes a cargo de la compañía brasileña Cia do Quintal, el sábado 17 y domingo 18 (de 9:30 a 12:30) y el evento más esperado del festival es la batalla final: el torneo de “Improlucha internacional”, a suceder el viernes 16 (a las 20:00), el sábado 17 (a las 19:00), y el domingo 18 habrá una función gratuita (a las 14:00) en la plaza del Centro Cultural del Bosque para culminar con el cierre de Impromitote a las 18:30.

La semántica dicta que improvisar se refiere a hacer algo de pronto y sin preparación previa… Para Impromitote, esto pierde vigencia: aunque no exista un guion, el camino lo define la pasión por el teatro y una imaginación desbordada.

Más información: facebook.com/Impromitote y @impromitote en Twitter.