¿Ya conoces el espeluznante Circo de las Pesadillas?

El Circo de las Pesadillas es una de las mejores obras de esta temporada

Circo de las Pesadillas
Foto: Shutterstock

El Circo de las Pesadillas, producción que oscila entre lo circense y lo teatral, es una inmersión en nuestros terrores infantiles.

El personaje principal, Isabela (interpretado por Mariana Trejo), es una niña de 11 años que reza durante la noche, aterrada por la presencia de seres monstruosos. Sin embargo, el verdadero reto será confrontar sus miedos y descubrir el mundo en el que ellos —muñecos vivientes, gárgolas, payasos…— tienen vida. Si Isabela no supera la prueba, perderá su alma.

Scared Carnival Of Souls GIF by Shudder - Find & Share on GIPHY

El Circo de las Pesadillas, una gran producción

Durante los nueve actos en los que se divide el show, el público podrá ver acrobacias y algunos momentos con un toque de humor, así como conocer a los otros dos personajes principales: Perséfone, la reina del inframundo según la mitología griega, quien orientará a Isabela por su recorrido, y Chozolongo, un payaso terrorífico.

La puesta en escena dura alrededor de dos horas y en ella participa talento nacional e internacional (en el elenco hay un promedio de 25 personas, entre actores y artistas).

Este espectáculo se ha presentado, a lo largo de medio año, en diversas ciudades del país (Chihuahua, Durango, Monterrey…). Sus funciones en la capital comenzaron el pasado mes de octubre y concluirán el próximo 2 de diciembre.

Gracias a su alto nivel ya tiene fechas programadas en algunos países de América Latina. Además, la cercanía e intimidad que sentirá el público con la representación es otro de los motivos por los que el Circo de las Pesadillas es uno de los espectáculos imperdibles de esta temporada.

La cita es en el Gran Teatro Molière (av. Moliere 328, col. Polanco). En la plataforma de Ticketmaster, el precio de los boletos va de $597 (fosa común) a $1,413 (cripta VIP). Se podrá ver del viernes 24 al domingo 26 de noviembre, y el 1 y 2 de diciembre. ¡Qué miedo!