Mirar al cielo todo 2018

fenómenos astronómicos en 2018

Varios fenómenos astronómicos en 2018 nos harán voltear hacia el cielo y querer un telescopio cerca. Aquí, una guía para admirarlos mejor. 

“Recuerda mirar hacia las estrellas, no hacia tus pies”, dijo Stephen Hawking en Una breve historia del tiempo. Cuando lo hacemos, nos llenamos de preguntas como ¿qué son las estrellas? y ¿qué más habrá en el universo que aún no conocemos?

Desde tiempos inmemoriales, los astros y los fenómenos cósmicos nos han asombrado. Para los mayas, los aztecas y otras culturas prehispánicas, la observación de los astros era de vital importancia para el desarrollo espiritual y cultural. La historia está llena de leyendas sobre el misterio del universo. Hasta la fecha, nos sigue fascinando cualquier acontecimiento sideral.

De acuerdo con Omar Jesús Franca, físico de la UNAM, estudiar los fenómenos astronómicos en 2018 “nos ha llevado a un entendimiento más profundo del universo y, más aún, nos da muestras de humildad de que cómo los humanos no somos más que partículas de polvo en este bello cosmos”.

Pero ¿por qué nos gusta ver este tipo de fenómenos? Para la física de la UNAM Verónica Pérez, tiene que ver con que “se pueden disfrutar a simple vista, desde casa”, aunque recomienda hacerlo desde algún lugar de observación astronómica. La experiencia se disfruta más cuando alguien nos explica qué estamos viendo y por qué, o las diferencias entre las estrellas líridas, las eta acuáridas y las perseidas, de dónde vienen y el porqué de su color. “Es un modo de acercarse a la ciencia de manera lúdica, y de entender la diferencia entre la ciencia pura y la astrología”.

Calendario astronómico 2018

Varios fenómenos astronómicos en 2018 nos harán voltear hacia el cielo; aquí, los más importantes que podrán verse en la CDMX.

– Enero. El último día del mes habrá un supereclipse de luna azul. Se trata de dos eventos en uno —eclipse lunar total y luna azul: la segunda luna llena al mes—, no ha ocurrido desde hace 150 años y volverá a pasar en 2028.

– Abril. Como cada año, ocurre la lluvia de estrellas líridas. Según Mario de Leo, Director de Comunicación de la Ciencia en la Universidad de California, “se trata de rocas flotando en el espacio que tienen un alto contenido de hielo; conforme se acercan al sol se derriten, dejan una estela de diminutos granos de hielo y polvo, y cuando caen en la tierra, se queman y producen luz”. Los días en que más visible será son el 22 y 23.

– Mayo. Desde el cometa Halley llega la lluvia de estrellas eta acuáridas los días 6 y 7 de este mes.

– Junio. Saturno estará en su punto más cercano a la Tierra. Se podrá ver con un telescopio el día 27.

– Julio. El 6 de julio, la Tierra se alejará lo más posible del Sol y el 21 se encontrará en su punto más cercano a Marte, y del 12 de julio al 23 de agosto se podrá ver una lluvia de estrellas delta acuáridas, que será más visible el 29 y 30.

– Agosto. El 12 y 13 habrá lluvia de estrellas perseidas, fenómeno que ocurre cada año y que es esperado por astrónomos y aficionados, porque son muy brillantes y suelen verse hasta 100 meteoros por hora.

– Septiembre. Neptuno escogió acercarse lo más posible a nuestro planeta el día 7. Su visibilidad será difícil, pues es el planeta más alejado. Si ves un puntito azul en el cielo, lo conseguiste: es Neptuno. El 14,15y 16, a las 7:30 h, se podrán ver a simple vista Marte, Saturno, Júpiter y Venus.

– Octubre. El 21 y 22 voltearás al cielo para ver la lluvia de estrellas oriónidas, que también ocurre cada año.

– Noviembre. Toca el turno de las estrellas leónidas, que aparecerán el 17 y 18.

– Diciembre. La última lluvia de estrellas del año es el 13 y 14, cuando verás en el cielo estrellas gemínidas. Es una de las más esperadas, pues llegan a pasar hasta 120 meteoros por hora.

¿Dónde se aprecian mejor?

Aunque puedes ver varios de estos fenómenos por tu cuenta, desde el patio o la azotea de tu casa, lo mejor es ir a algún lugar donde haya telescopios y astrónomos que expliquen el espectáculo. En la CDMX hay varios sitios de observación astronómica: el planetario Luis Enrique Erro, del IPN (ubicado en Wilfrido Massieu s/n, Zacatenco), o el Universum, de la UNAM (Circuito Cultural de CU s/n, Coyoacán).

También hay organizaciones e instituciones que planean eventos de observación. Entre ellos está Nibiru —sociedad astronómica de la Facultad de Ciencias de la UNAM—, Noche de las estrellas, y la Sociedad Astronómica de México A. C., en el planetario Joaquín Gallo. Para más información, te recomendamos estar al pendiente de sus redes sociales. Además, realizan cursos y talleres sobre el universo y la astronomía, por si quieres llegar mejor preparado a la observación.

Dijo Hawking que “solo somos una raza avanzada de monos en un planeta menor de una estrella normal, pero podemos entender el Universo, y eso nos convierte en algo especial”. Hay que aprovechar que podemos admirar los fenómenos astronómicos en 2018 que ocurren lejos de nosotros y comenzar a hacernos preguntas.

Numeralia

150 años tuvieron que pasar para que ocurriera otra vez un supereclipse de luna azul.

120 meteoros por hora caen en una lluvia de estrellas cuadrántidas,, igual que las gemínidas.

8 lluvias de estrellas hay este año, entre ellas, de líridas, eta y delta acuáridas y perseidas.

Te puede interesar: Alcaldesa chilanga de la bicicleta

Compartir
Artículo anteriorEdición impresa: 17/01/2018
Comunicóloga por la UNAM. Tiene una relación de amor-odio por la CDMX. Le gusta el café y corregir ortografía.