Las mejores hamburguesas chilangas

hamburguesas

En el Día Internacional de la Hamburguesa, Burgerman rinde honor a las mejores diez que ha probado en la CDMX.

Hoy, el Día Internacional de la Hamburguesa, es como la Navidad para los amantes de las burgers. Somos felices porque nuestra comida favorita crece y crece en popularidad en la Ciudad de México, conquista nuevas fronteras y, sobre todo, porque por fin se ha derrumbado el estereotipo de que es un platillo menor.

Para celebrar, le rindo honor a las mejores hamburguesas de la ciudad —elegidas de entre aproximadamente 500 probadas—. Hay otras dignas de mención honorífica pero estas llegan al top 10.

La inmaculada

A las dos semanas de haber abierto, este burger joint se instaló en el trono de las mejores de la ciudad. Su secreto es perfeccionar lo básico: carne, pan y queso. Proclama que hace hamburguesas “como deben de ser: sin cátsup, sin mayonesa, sin cebolla, sin lechuga ni jitomate” y quizá suena soberbio, pero una vez que pruebas su “inmaculada”, te das cuenta de que, en verdad, no necesita nada más, lo tiene todo.

La Inmaculada: Mariano Escobedo 551-C, Col. Polanco, $150 promedio.

La burguesa

Durante casi 6 años este burger joint ha sido constante. Cuando partió el chef creador pensé que se desmoronaría, pero no, mantuvo el nivel y sabor de sus hamburguesas. La emblemática —Tío Sam, de sirloin, queso, lechuga, jitomate y tocino— nunca falla, está en el estrato de la perfección y sacia cualquier hambre.

La Burguesa: Cozumel 67, Col. Roma Norte, $200 promedio.

La de señor

Pocas hamburguesas valen tanto o más que su precio como esta. Con la reciente llegada del chef José Luis Ronquillo a estes “steakhouse de señor”, regresó la Hamburguesa Prime a su acostumbrada grandeza, tras pasar por un periodo de olvido. Es un portento de platillo con sus majestuosos 400 gramos de mezcla de carnes. No es para todos, tanto por su precio como por su tamaño, pero es uno de esos lujos que uno se tiene que dar una vez al año —por lo menos.

The Palm: Campos Elíseos 218, Polanco (dentro del Hotel Presidente), $480 promedio.

La afrancesada

Dentro de un bollo de parmesano —perfecto para el embate violento de todos los ingredientes— conviven con armonía la carne Angus, el short rib estofado, el queso de oveja y los hongos salteados en la Hamburguesa Eloise. Puros sabores fuertes hacen de esta burger un sueño.

Eloise: Av. Revolución 1251, Col. San Ángel, $400 promedio.

La fantasma

Carne de buen sabor, bollo casero, queso amarillo, lechuga, jitomate y —si quieres— una buena lonja de tocino. No necesita más para ofrecer sabor pleno y fresco. Es sencilla y refleja un profundo amor por las hamburguesas. Este burger joint permaneció como un secreto durante mucho tiempo —solo daban servicio a domicilio— pero ya tiene local —espero por mucho tiempo.

It Burger: Medellín 32, Col. Roma Norte, $150 promedio.

La texana

Una clásica cheeseburger gringa, de muy buen sabor. La puedes hacer tan grande como quieras (agregando patties extra). Me gustan sus papas, su estilo Five Guys y el hecho de que unos mexicanos fueran a Texas a aprender cómo hacerla y regresaran a su país a ampliar su conocimiento hamburguesero.

The One and Only Burgers and Fries: Avenida Ricardo Flores Magón 210, Col. Tlatelolco, $100 promedio.

La renovada

Después de algunos altibajos, este burger joint reencontró el camino correcto para hacer una buena hamburguesa. Su base es una mezcla de carnes bien lograda y de buena relación con la grasa. La favorita: Hola Ronald, su interpretación de la big Mac, con queso amarillo, tocino, salsa tártara, jalapeños y pepinillos crujientes. Puro sabor.

We Love Burgers: wlb.mx, $300 promedio.

La que tiene alma

La Sauber —cubierta de fondue de queso Emmental y Gruyère con tocino de pato— hizo famoso a este burger joint con gran vocación y alma. Desde esta, emblemática, hasta su más sencilla —la Soul—, todas son de gran calidad: buena carne, buenos ingredientes y cariño en su hechura.

Soul La Roma: Tabasco 101, Col. Roma Norte, $300 promedio.

La de mercado

Es la única gran burger que he encontrado dentro de un mercado. En su versión más simple funciona muy bien: buena carne, buen pan y muchos complementos. Además, puedes construir tu hamburguesa como quieras (hay mucha variedad). Es un burger joint sólido que le hacía falta a Coyoacán.

Billy Bob: Malintzin 199, Barrio Del Carmen, $150 promedio.

La de autor

Puede que esperemos demasiado de esta burger, de la mente y mano de uno de los chefs más interesantes del país en el momento (Eduardo García) y, al mismo tiempo, puede que él nos haga creer que es buena sin mucho esfuerzo. Por fortuna, sí es, lograda con pocos pero importantes ingredientes: top sirloin con wagyu —porcentajes secretos—, tocino ahumado in situ, queso Cheddar, lechuga, jitomate, cebolla y deliciosos pepinillos dill. En papel, americana; en realidad: grandota, jugosa, espectacular.

Lalo!: Zacatecas 173, Col. Roma Norte, $250 promedio.

Te puede interesar: Las mejores cervezas de la ciudad