06066 | iPhone X: un guiño al futuro

Cada lanzamiento de Apple no solo es noticia por la novedad, sino por la manera en que afecta nuestras vidas

No se puede mirar al futuro sin reconocer nuestro pasado y tan pronto se dejaron de escuchar los últimos acordes de “All You Need is Love”, de los Beatles, inició el evento especial de Apple, el primero que se celebra en el Apple Park de Cupertino, una espectacular edificación ideada por Steve Jobs en el 2004 y que no sería culminada sino hasta hace algunos meses por el arquitecto británico Sir Norman Foster.

ESTO TE PUEDE INTERESAR: UNA ESPERANZA LLAMADA FUTBOL

Es precisamente la voz de Steve Jobs la que se escucha en los altavoces, hablando sobre la misión de Apple: “Existen muchas formas de ser, y algunas personas suelen expresar su cariño de diferentes maneras. Una de las maneras en las que creo que la gente expresa su aprecio al resto de la humanidad es haciendo algo maravilloso para ponerlo allá afuera”.

Así es como Tim Cook no solo decidió honrar la memoria de Steve Jobs, sino que el gesto también sirvió para recordar al mundo que la misión, el espíritu y las palabras de Jobs siguen siendo parte fundamental en el ADN de esta compañía.

Apple no solo ha presentado su nueva línea de productos, sino que también, me atrevería a afirmar, ha abierto un nuevo capítulo en el desarrollo y la forma en la que convivimos con la tecnología: un reloj inteligente que no solo es el más vendido del mundo, sino que ahora es capaz de ofrecer conexión celular sin la necesidad de tener un teléfono cerca. Sin embargo, algo pasa con el Apple Watch que confirma aquello de que lo más importante no siempre es lo más vistoso, pues lo que todos vemos como un reloj se ha convertido también en un importante monitor que permite a los enfermos cardiacos o de diabetes medir sus niveles de azúcar, ritmos cardiacos, buscar patrones de arritmias o enviar alertas a sus contactos. Sí, un reloj puede salvar vidas.

Algo similar pasa con el Apple TV, del que no se habla mucho, pero que podría estandarizar la distribución de contenidos audiovisuales en 4K y HDR, además de incorporar un sistema para ver en vivo los principales eventos deportivos.

Pero, sin lugar a dudas, la principal innovación presentada por Apple descansa en sus nuevos modelos de teléfonos móviles. Han pasado 10 años desde la llegada del primer iPhone, un teléfono que cambió la forma en la que concebíamos dichos dispositivos. Ahora, el iPhone X nos vuelve a dar un vuelco sobre cómo conviviremos los próximos años con nuevas tecnologías, ya sea por el reconocimiento facial, la realidad aumentada o los Animojis, una herramienta que lleva los emojis al más allá, permitiendo al usuario personalizar sus propios mensajes y emociones. Sí, no se puede mirar al futuro sin voltear a ver nuestro pasado, y como lo anunciaron los altavoces del Steve Jobs Theater al terminar la presentación de Apple con otra canción de los Beatles: “It’s gettin better all the time”…

Compartir
Artículo anteriorVisita Israel sin salir de la colonia Juárez
Obrero de las redes y el ciberespacio, Sopitas es un tipo afortunado.