Manual del político de siempre

Estas son las instrucciones de emergencia que deben seguir los políticos del momento metidos en los escándalos del momento

ESTO TE PUEDE INTERESAR: MANUAL DEL SACRIFICIO POLÍTICO

5SABIDURÍA PRIISTA

Es costumbre sabida y alabada el hacer trampas para hacer patrimonio. Son pocos los políticos incapaces de hacer patrimonio sin engaños. En México, eso sería como ser un funcionario público de mentiritas. Ya lo dice la máxima Hankiana: un político pobre es un pobre político. Un político honesto, suele ser un pobre político.

4NO TEMA

Que no le asusten las acusaciones. Usted es un digno presidente de un partido, ¡y no cualquiera, por el amor de Dios! El PAN ha gobernado como amigui del PRI durante décadas. No. El partido azul que preside, (las moronas de) el PAN, no tendría por qué ser distinto a los demás partidos, ni usted diferente a la mayoría de los políticos.

3CONFÍE EN USTED

Lo acusan de haber comprado muuuuy baratos unos terrenitos queretanos hace algunos años y que luego le dejaron más dinero de lo que le costaron… ¿Y? ¡Pues cómo fregados quieren que se haga negocio! ¿Comprando caro y vendiendo barato? ¡Por el amor y la sangre de Cristo que corren por sus venas de Macron mexicano!

2EL OTRO

Ahora, tal vez su caso no encaja en las instrucciones anteriores porque su asuntito es diferente. Tal vez usted, delegado difamado, no fue elegido/ungido por la gracia de Morena para ser el virtual candidato y luego heredero del poder chilango. Pero guarde la calma, aún queda la esperanza y en este país… ¡la esperanza se vota y rebota!

1LA SALIDA

¡Inconfórmese, condene y amenace! Hay otras escorias (Verde y PRI) que le ruegan ser candidato. Denueste el método secreto de la elección de su partido y proponga otro. No se preocupe: la vergüenza, no, perdón, la venganza es dulce… y tramposa. Dulce y tramposa, como la política mexicana. Y hay que saber ser digno creyente de semejante religión.

Compartir
Artículo anteriorFeria del Diseño & Food Trucks para empezar bien septiembre
Con 15 años de kilometraje en medios, cree que el rigor de la ironía y la seriedad de la risa pueden hacer un periodismo original.