MANUAL PARA FAYAD

El senador priista Omar Fayad, el ‘trucutrú’ de las redes sociales, propuso una ley para censurar el internet. ¿Quién se la redactó? ¿De dónde vino la orden? Aquí el manual de un senador censor y, por lo que vimos, ignorante de lo que proponía. O sea, un senador promedio:

 

  1. Ciber-Juan Camaney.

Llegue al Senado diciendo como Juan Camaney: “Bailo Facebook, masco Twitter, pego duro, tengo memes de a montón, tu ru rú”. Siembre el terror con una Ley Federal para prevenir y sancionar los delitos informáticos. Reciba la orden de Los Pinos, de Bucareli o, en su defecto, redáctela con las patas de sus asesores.

 

  1. No tiene idea.

Convoque a conferencia para ahondar en el tema, tururú. Haga el ridículo al notársele que no tiene ni idea de lo que está leyendo a los reporteros y cometa errores de lectura. Para usted improvisar no es problema, pues ese talento ya lo desarrolló al estar casado con la primerísima actriz Vicky Ruffo. Algo se le debió haber pegado, ¿no?

 

  1. Se nos fugó el Chapo, pero un tuitero jamás.

Proponga 10 años de cárcel (y 25 nalgadas, es idea mía) a quien le haga al Méxicoleaks o Wikileaks. Cárcel a los usuarios que publiquen en internet memes (si son memes sobre usted, proponga cadena perpetua de cachetadas), tuits, videos, audios y mensajes que divulguen “indebidamente” y “sin autorización” información privada. #SintieronMello

LEE LA COLUMNA ANTERIOR DE NACHO LOZANO: MANUAL DEL CÓNSUL EN BARCELONA

  1. Ciberdictadorcillo

Si Hittler pudo, si Mussolini lo logró, si Javier Duarte en Veracruz es el terror de los tuiteros… ¿Por qué no será usted un ciber-dictador? Enséñeles quién es el que chingados manda en este país. Los ‘PRInosaurios’ no perdonan. ¿O qué: somos hombres o tuiteros? #Chingau

 

  1. ¡Qué oso!

¿No funcionó la estrategia? ¿Le obligaron a bajar su ocurrencia? ¿Hizo el ridículo y embarró al gobierno de Enrique Peña Nieto? Entonces ¡queme la iniciativa cuanto antes! Váyase a chillar a las faldas de su esposa. No vea redes sociales en un mes, porque estarán infestadas de sus memes (de colección, por cierto). Para la otra mejor proponga una Ley de pastes hidalguenses integral para la Cruzada contra el Hambre. 😉

 

 

 

 

 

Compartir
Artículo anteriorDelincuentes de pincel
Artículo siguienteDel libro a la pantalla
Con 15 años de kilometraje en medios, cree que el rigor de la ironía y la seriedad de la risa pueden hacer un periodismo original.