¿Qué tipo de impuntual eres?

Si eres chilango, llegas tarde a todos lados. Iba a estar en la Constitución de CDMX, pero ya no les dio tiempo de ponerlo. Eso sí: no toda la gente que llega tarde es igual. ¿Tú qué tipo de impuntual eres?

1El suertudo

Siempre sales corriendo y con el tiempo encima, pero todo se configura para aminorar el trancazo: pasa el Metro o hay poco tráfico. Y al llegar, los otros no están porque vienen más tarde que tú.

2El optimista

Estás convencido de que es posible llegar de Tlalpan a Santa Fe, en hora pico, en menos de media hora. Tu frase favorita en el mundo es “En cinco minutos ya estoy ahí”… ¡y en verdad lo crees!

3
El cínico

También conocido como el “Si ya saben cómo soy, pa qué me invitan”. No te esfuerzas en llegar a tiempo, tampoco en inventar pretextos. A ti te dijeron que la honestidad era importante y lo aplicaste.

4El mitómano

Inventas historias llenas de detalles innecesarios para explicarle a los demás por qué llegaste a destiempo. Deberías ser guionista de películas de suspenso o, de perdis, de La rosa de Guadalupe.

5El enojón

Diario es lo mismo: sales tarde por estarte haciendo menso y vas de pésimo humor, mentando madres y culpando a los demás de tu impuntualidad. Ah, pero cuando a ti te hacen esperar, ¡te enojas!

6El bienintencionado

Cada día, mientras cantas “Hoy voy a cambiar”, juras que llegarás a tiempo. Te levantas tempra, evitas tontear en Facebook, desayunas rápido… pero una fuerza sobrenatural te obliga a salir tarde.

 

7El solidario

Tú no eras impuntual, el mundo te hizo así. Que estuvieras siempre a tiempo le causaba ansiedad a tus amigos, entonces sincronizaste tu reloj con el de ellos para llegar media hora después de la cita.

8El puntual

A veces sientes que eres un alemán nacido en el cuerpo de un defeño. Siempre traes material de lectura y conoces muchos lugares para “hacer tiempo”, porque te has vuelto experto en esperar.

También te puede interesar: Ocho disfraces que son súper chilangos

Compartir
Artículo anteriorCrucigrama 24 de Noviembre 2017
Estudió Comunicación en la UNAM, pero en realidad aprendió a escribir en los chat rooms noventeros y luego en los blogs. Es tan fan de la Ciudad de México que tiene el mapa del Metro tatuado en el brazo.