En la mente del dramaturgo

Daniel Giménez Cacho, uno de los actores más importantes de México, encarna a un dramaturgo que se plantea el sentido de su vida y su relación.

 

En el teatro existen las grandes producciones que le apuestan todo a la forma; o sea, a la iluminación, la música y la escenografía. Pero también están las que, con una producción más austera, se enfocan en el guión como punto fuerte de la obra.

Él, escrita por el poeta y dramaturgo estadounidense E. E. Cummings se inscribe en la tradición de las segundas. Esta obra, con casi ochenta años de edad, fue recuperada por Laura Almela, Daniel Giménez Cacho y Rodrigo Espinosa, que la montan este mes en el Teatro El Milagro.

“Él” es un dramaturgo que se cuestiona su relación de pareja, a la par que se plantea preguntas sobre sí mismo y sobre el sentido de las cosas. Suena como una obra muy introspectiva y lo es, pues todo el diálogo gira alrededor del hombre.

Este espectáculo, además de resaltar por su breve elenco, tiene una característica importante: prescinde de la figura del director.

A partir de la confianza que Giménez Cacho y Almela se tienen (después de tantos años de trabajar juntos), decidieron actuar sobre la marcha con una dinámica orgánica e intuitiva que más que actuación se asemeja al juego natural de las parejas.

 

Del 10 de septiembre al 11 de octubre

Jueves a las 20:30

Viernes a las 20:30

Sábado a las 19:00 y 21:00

Teatro El Milagro

Milán 24, Juárez

$200 Entrada general

 

Compartir
Artículo anteriorFelicidades, Torreblanca
Artículo siguienteLa nueva de Ripstein y más de 700 películas online
Nació en Xalapa, Veracruz en 1988; es antropóloga, reportera y editora. Ha publicado en diversos medios nacionales y actualmente escribe en Máspormás sobre cine, libros y cultura.