Una patética historia de amor

Miranda July es una de las artistas actuales más complejas, talentosas y pop. hace apps, escribe cuentos, entrevista a Rihanna y escribe películas multipremiadas. Su primera novela fue aclamada por la crítica y por fin llegó la traducción al español a nuestro país.

Cheryl es una cuarentona que trabaja en una asociación dedicada a vender videos de defensa personal para mujeres. Perdedora, insegura, enferma de bultos en el cuello causados por neurosis, sumergida en una soledad muy profunda y enamorada de un hombre de 60 años, la protagonista es todo menos una heroína. 

Las primeras páginas de esta novela, narrada en primera persona, son protagonizadas por Cheryl y su cabeza, en la que recrea episodios sobre vidas pasadas en las que su amor sí es correspondido y dialoga con personajes bizarros que le recuerdan todas sus faltas. A su enfermo pero estructurado orden cotidiano llega Clee, la hija de sus jefes, una veinteañera a la que tiene que hospedar (por su incapacidad para decir que no) y que pronto empieza a tomar control de su casa.

La joven, una típica inadaptada pegada al celular y adicta a las sopas del súper, se va volviendo agresiva al punto en que agrede físicamente a Cheryl. En este momento, la mujer decide poner en práctica las técnicas de defensa que conoce, con lo que da inicio a una relación física, erótica y subversiva.

Compartir
Artículo anteriorDeadpool Vs. Carol
Artículo siguienteEl símbolo de una colonia
Nació en Xalapa, Veracruz en 1988; es antropóloga, reportera y editora. Ha publicado en diversos medios nacionales y actualmente escribe en Máspormás sobre cine, libros y cultura.