La capital suda la gota gorda

Pese a las lluvias de la semana pasada, el calor seguirá y aún no llega a su máximo punto. Te damos consejos para cuidarte de él.

Antes de salir de su departamento, Aurora acostumbra dedicar unos minutos a untarse bloqueador. Su objetivo es protegerse del sol en el trayecto al trabajo, en especial porque tiene la piel pálida y delicada y el calor aumenta en esta temporada.

“Parece que no, pero en las mañanas el sol está muy fuerte. Con unos minutos basta para que te ardan los brazos y la cara”, dice Aurora, quien a diario camina a la oficina en la zona de Reforma e Insurgentes.

En el país, la temporada de calor se extiende de marzo a septiembre, aunque el termómetro alcanza sus puntos más altos entre mayo y agosto.

Para este año, el Servicio Meteorológico Nacional (SMN) estima que habrá un incremento de dos grados en la temperatura máxima promedio durante los meses de abril y mayo, cuando oscila entre los 25 y los 28 grados. Sin embargo, otros factores meteorológicos podrían hacer que se eleve todavía más en el Valle de México.

“Hay que estar vigilando las condiciones meteorológicas de corto plazo. Pudiéramos tener un sistema, posiblemente de alta presión, entre abril y mayo, que pudiera dejarnos temperaturas extremas más altas”, dice Martín Ibarra, climatólogo del SMN.

Dentro de la capital del país, las autoridades advierten que el aumento de la temperatura se resiente más si se está desprotegido de la luz solar o en grandes concentraciones de personas, por lo que recomiendan a los ciudadanos tomar precauciones para cuidar su salud.

La población más vulnerable —y que por ello requiere más atención— la constituyen los niños y los adultos mayores, entre quienes pueden causar mayores afectaciones la deshidratación, las enfermedades diarreicas, las insolaciones y las quemaduras solares, dice Noé Calderón, director de Vigilancia e Inteligencia Epidemiológica de la Secretaría de Salud local (Sedesa).

Calor en el vagón

Cuando viaja en el Metro, Alberto prefiere mantenerse cerca de las puertas del vagón. De esa manera, logra refrescarse al menos un poco en su trayecto de la estación Hidalgo, en el centro, a Ciudad Universitaria, en el sur, donde estudia Medicina.

“Es muy sofocante y, ahora que empieza el calor, hay muy poca ventilación y luego no funcionan los ventiladores del tren”, dice.

Durante la temporada de calor, en algunas estaciones del Metro la temperatura alcanza los 38 grados. Además de Hidalgo, algunas de las estaciones que registran mayores incrementos son Balderas, Pino Suárez, Zócalo y La Raza, todas ellas de gran afluencia de pasajeros.

Por esa razón, constituyen uno de los puntos más calientes de la ciudad, donde las autoridades de la institución han tomado medidas como retirar comercios de algunos puntos, fortalecer su campaña de hidratación e instalar en toda la red 77 ventiladores que rocían agua.

“Sí baja la temperatura con la brisa, desciende hasta dos grados. Entonces, eso ayuda a que la gente se refresque. Y a la gente le gusta mucho, sobre todo a los jóvenes y a las personas de la tercera edad”, asegura Jorge Gaviño, director del Metro.

ESTO TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: EL METRO, LENTO CON BEBEDEROS

Otros tips para cuidarse

Para la gente que pasa mucho tiempo al aire libre, las principales recomendaciones contra el calor incluyen mantenerse hidratado y cuidarse de la radiación solar —con bloqueador, prendas de manga larga, gorras, sombreros o sombrillas—, en particular entre las 11 de la mañana y las cuatro de la tarde.

“[La exposición solar] produce lesiones que a la larga pueden producir mutaciones genéticas en las células y producir el cáncer de la piel, por lo que hay que cuidarse en principio al no exponerse a los rayos del sol”, dice el médico de la Sedesa.

Además, recomienda consumir alimentos bien cocidos para evitar enfermedades gastrointestinales, hacer ejercicio al aire libre durante las primeras horas del día y, si se tienen mascotas, procurar que se mantengan hidratadas y no dejarlas en vehículos cerrados. “También son seres vivos que merecen cuidados”, señala Calderón.

Mientras el calor cede, dicen las autoridades, seguir estos consejos ayudará a que la temporada sea más llevadera.

ESTO TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: CÓMO EVITAR QUE TU MASCOTA SUFRA UN GOLPE DE CALOR

Compartir
Artículo anteriorObjeto del deso: Mesa Isla
Artículo siguienteTu plan para hoy / 28 de abril
Reportero titular que a veces juega de editor derecho, formado en redacciones de un par de diarios nacionales, pero siempre cubriendo la ciudad. En los ratos libres me gusta practicar boxeo, no porque esté de moda, sino porque te pone en forma para los ‘chacaleos’.