Un camino lleno de baches

El año pasado las autoridades contaron más de 40 mil hoyos en el asfalto; para este año los quieren borrar todos.

 

Los baches se arreglan con asfalto a presión, que hace el trabajo más rápido. FOTO: ALFREDO BOC/MXM
Los baches se arreglan con asfalto a presión, que hace el trabajo más rápido. FOTO: ALFREDO BOC/MXM

La tercera vez que el auto de Emma Ibarra —una abogada de 36 años de edad— cayó en uno de los 40 mil 501 baches que hay en la ciudad decidió que era hora de cobrarle a las autoridades la facia de su auto, que quedó destrozada.

Dos veces antes, caer en uno de esos ‘boquetes’ le costó dos llantas ponchadas y, para ella, la tercera caída fue la vencida.

“Los dos incidentes anteriores no inicié el trámite por falta de tiempo, pero la facia fue el colmo. Venía de un servicio para mi carro en Tlalpan, llovía y el hoyo no se veía porque estaba cubierto por el agua”, cuenta.

Emma está convencida de que los baches son un problema grave, tan sólo el año pasado el gobierno local atendió 29 mil 890 baches de los más de 40 mil que hay en toda la ciudad, de acuerdo con cifras de la Agencia de Gestión Urbana (AGU), dependencia encargada de darle cauce a las quejas ciudadanas.

“Por semana atendemos 800 baches, más menos, a veces llegamos a mil 200 o 300, y lo mínimo son 500 o 600”, explica Alberto Molina, subdirector de Mantenimiento e Infraestructura Vial de la Secretaría de Obras y Servicios (Sobse), quien sostiene que en la temporada de lluvias los baches se cuadruplican.

Para arreglarlos —tan sólo en las vías primarias— la ciudad gastó 15 millones de pesos en 2014 pero, este año, la Sobse planea invertir 289 millones de pesos.

Para hacer el trabajo se contrató a la empresa Green Parcher, a la que sólo se le paga una vez la reparación del bache —289 pesos por metro cuadrado— y si vuelve a reaparecer, la empresa está obligada a repararlo de nuevo sin costo extra.

A Emma tardaron tres meses en pagarle cuatro mil pesos para arreglar su auto, después de pasar siete horas en el Juzgado Cívico para levantar un acta y la negociación con el ajustador, quien sólo quería darle dos mil.

“En la delegación no sabían ni qué departamento hacía ese trámite y tuve que ir como tres días a preguntar, hasta que me remitieron a unas oficinas en donde me pidieron copia de todos los documentos y del peritaje a mi favor”, recuerda.

Historias como la de Emma hay muchas: desde el primo de Miguel Ángel Rangel, a quien le tardaron siete meses en pagar por la reparación de la rótula de su auto, que se dañó por caer en un bache similar a un cráter, hasta la historia de Alex Carpio, quien llamó a las autoridades para que le pagaran por una llanta que se le ponchó después de caer en otro bache cerca de Galerías Insurgentes, pero quien de tantas vueltas mejor se tragó su coraje.

En los últimos cuatro años —de 2011 a 2015— la Procuraduría Social del DF (Prosoc) recibió a cuatro mil 795 chilangos que buscaron cobrar la reparación de sus autos por caer en baches en vías primarias.

¿UNA CIUDAD SIN BACHES?

Lo que es un mal para muchos automovilistas capitalinos —los miles de baches— para el Gobierno del Distrito Federal son afectaciones normales y desgaste por el uso, ya que estima que a diario circulan alrededor de cinco millones de autos por los 10 mil kilómetros de vialidades que tiene la capital.

Este año, el gobierno de la ciudad tiene en mente atender hasta un millón de metros cuadrados de baches —de ahí que aumentaran casi 20 veces el presupuesto para el tema— utilizando nuevas técnicas como el asfalto a presión, que permite realizar los trabajos más rápido y evitar historias como la de Emma.

EN VÍAS SECUNDARIAS, SIGUIENTE VENTANILLA

Las delegaciones de la ciudad están obligadas a atender los baches en las vialidades secundarias que les correspondan. De acuerdo con solicitudes de información de este año, arreglar baches costó una buena parte del presupuesto delegacional. En Miguel Hidalgo, por ejemplo, se han gastado 11 millones 575 mil pesos; en Tlalpan, 44 millones 477 mil, y en Benito Juárez, 22 millones 436 mil.

ARRÉGLENME MI GOLPE

El DF tiene un seguro de“Responsabilidad Civil Municipal”, para pagar desperfectos causados por baches, y aplica únicamente en vialidades primarias.

  • Para hacerlo efectivo se requiere de un acta del Juzgado Cívico o Ministerio Público de la zona más cercana al accidente; en un lapso de 30 días se informa si procede o no el pago.
  • Para cobrar necesitas la denuncia presentada con el dictamen pericial a tu favor y un escrito dirigido a la Dirección General de Servicios Urbanos solicitando la reparación.
  • Debes tener un presupuesto de un taller dirigido al gobierno local, donde se desglosen los daños, las refacciones y la mano de obra. Si ya pagaste, debes anexar las facturas originales.
  • Lleva también copias de la factura del auto, tarjeta de circulación, licencia de manejo, credencial de elector y comprobante de domicilio, y fotos del accidente.
  • Debe entregar los documentos en la Unidad Departamental de Servicios Generales, en la colonia Carlos Zapata, en Iztacalco, junto con un formato que te dan ahí.
DATOS QUE TE INTERESAN
*40 mil 501 reportes de baches recibió la AGU el año pasado.
*29 mil 890 fueron atendidas en el mismo periodo.
*289 pesos cuesta arreglar un metro cuadrado de bache
Compartir
Artículo anteriorEdición impresa: 12/08/2015
Artículo siguienteQue no se nos olvide
Reportera de Ciudad en constante aprendizaje, siempre buscando la forma de inquirir y transmitir. Amante de los gatos y fan de las sonrisas sinceras.